BIENVENIDOS A LA MALETA DE PILI:

Una maleta cargada de ilusiones, aventuras, anécdotas, sorpresas, recuerdos y mucho más…







domingo, 4 de diciembre de 2016

Dichos populares: El tiempo es oro

REFRANES y DICHOS POPULARES sobre tiempo

El tiempo tiene un valor incalculable de ahí que digamos que el tiempo es oro, de ahí que muchos de los refranes hagan alusión a la fugacidad del tiempo, lo rápido que pasan. En otras ocasiones tenemos modismos, refranes o dichos populares, para alentarnos de que el tiempo a todo el mundo pone en su lugar, que si esperas, si tienes paciencia, todo llega, solamente hace falta dar tiempo al tiempo. Hay muchas expresiones relacionadas con el tiempo, con el paso de los minutos, con el aprovechamiento de éste y muchos más. Aquí os dejo una muestra, y por supuesto, si tenéis tiempo y sabéis alguna expresión sobre esta temática de hoy, os agradecería que pusierais algún comentario, para completar la entrada.

“A quien madruga, Dios le ayuda”
Significa que cuanto antes empieces tu labor, antes terminarás y mejor te irá el día. No significa literalmente, madrugar, como levantarte temprano, sino que, se refiere que cuanto antes empieces a trabajar, antes terminarás tu proyecto, más contento estarás y mejor te irán las cosas.

“No por mucho madrugar, amanece más temprano”
Este refrán, parece una contradicción del anterior. Ya que el significado es:  No es suficiente la rapidez, ni conviene precipitarse en nuestro trabajo para apresurar el logro de algo, porque los acontecimientos deben seguir su curso natural.

“No dejes para mañana lo que puedas hacer hoy”
Este refrán es como un CARPE DIEM, vive la vida como si solamente hubiera un día, no lo dejes para mañana. Aunque, sin duda, se refiere más a temas de trabajo: no seas perezoso, aconseja que hagas las cosas en el momento, para que mañana no tengas que hacerlo, y así lo termines antes.

“Quien espera, desespera”
¿Quién no ha tenido que esperar? ¿una nota de un examen? ¿de un trabajo? ¿qué te digan si te has sido elegido para un puesto de trabajo? Cualquier espera es angustiante, la incertidumbre revolotea por tu cabeza, y solamente esperas. Un día se puede convertir en cien días, porque quien está esperando, está sufriendo, y el tiempo se le hace muy largo.

“Más vale tarde que nunca”
Quizás por mi impuntualidad innata he utilizado en multitud de ocasiones este refrán. No sirve de mucho, porque si llegas tarde, has hecho perder el tiempo a alguien. Sin embargo, remitiéndonos al refrán, significa que no importa lo tarde que llegues, que presentes algo, mientras llegues o lo presentes.

“Nunca es tarde si la dicha es buena”
Este refrán similar al anterior, hace referencia al tiempo de espera, a veces no importa el tiempo que lleves esperando si  es por un buen motivo.

“Cuando riendo, cuando riñendo, el tiempo se pasa y nos vamos yendo”
Este refrán hace alusión a la fugacidad del tiempo, lo rápido que pasa el tiempo y en nada pasa.

“El tiempo es Oro”
reloj de arena con dólares dentro
A veces no sabemos el valor del tiempo. El tiempo es un bien preciado que es muy caro, por eso se dice que es como el Oro, porque tiene mucho valor, y a veces no sabemos aprovecharlo como se merece y pasa enseguida.


“En tiempo de higos no hay amigos”
 Reprimenda a quienes en los tiempos de su prosperidad, dejan de lado a los amigos de verdad, los de toda la vida.  

“El tiempo todo lo cura”
 Las penas cuando pasan los años se convierten en menos penas, el paso del tiempo hace que aquella herida cicatrice y no se recuerde como aquel primer momento.

“Hay que dar tiempo al tiempo”
Significa que el tiempo pone a cada uno en su sitio, solamente hay que saber esperar a que llegue el momento. Paciencia, que todo llega.

“La pera dura, el tiempo la madura”
Refrán muy similar al anterior, donde la paciencia juega un papel muy importante, y hay que saber esperar, porque todo llega, simplemente hay que dejar pasar el tiempo.

“A su tiempo maduran las uvas”
Refrán que aconseja tener paciencia, hay que saber esperar para poder cosechar un fin.

“Tiempo presente, al mentarlo ya es ausente”
Este refrán hace referencia a la fugacidad del tiempo, lo rápido que pasa, que al decir lo rápido que pasa, ya ha pasado. Más vale no quejarse y saber aprovecharlo.

“Arreando que es gerundio”
Significado: Este dicho popular se utiliza cuando quieres alentar a alguien a que realice una acción, para darle ánimos y se de prisa en llevarlo a cabo.  También he visto, que se utiliza: “Andando que es gerundio”, sin embargo, yo personalmente, reconozco que utilizo más la de “Arreando que es gerundio”.
Origen: Se suele explicar este dicho popular con el cuento: El villano instruido:
Se dice que unos campesinos enviaron a su hijo a estudiar a Salamanca. El chico no era muy listo, pero aprovechó lo que pudo. Una vez de vuelta su padre le pidió que llevara al  burro de un lugar a otro, y el mozo, para demostrar cuánto había aprendido, iba gritando al pobre asno: “¡arreando, que es gerundio!”.
Fray Gerundio, el pedante y resabiado personaje de Historia del famoso predicador fray Gerundio de Campaza (1758) de José Francisco de Isla, solía decir que no se debían utilizar las palabras que empezasen por: arre- (como arrebatar, arreglar, arreciar…) porque sugerían tratos con caballerías y animales,  por lo tanto resultaban incultas.
Entonces,  la expresión es una especie de chascarrillo, al juntar en una misma frase una palabra vulgar con una demostración de cultura, que además coincide con el nombre del personaje culto que desprecia el primer vocablo. Y de ahí las risas de aquellos que oían las voces del muchacho.
“A buenas horas mangas verdes!”  
Significado: Cuando alguien ya no llega a tiempo, porque llega demasiado tarde y pierde una gran oportunidad. Cuando solicitas auxilio, y esa ayuda cuando ya no la necesitas o cuando ya ha ocurrido algo malo.

Origen: Durante el mandato de los Reyes Católicos se crearon los Cuerpos de la Santa Hermandad. El cuerpo fue creado para prestar auxilio en cualquier tipo de emergencias. Sería como la antigua Guardia Civil, en aquella época de bandoleros, estaban para salvaguardar la seguridad de los habitantes y no fueran asaltados. Sus miembros vestían un uniforme de mangas de color verde. Este cuerpo se ganó la fama de impuntuales, ya que cuando, por fin,  llegaban a la zona de peligro ya se habían producido muchos altercados, a veces tardaban tanto que los vecinos del pueblo arreglaban los problemas antes de su llegada. Por ello, cada vez que llegaban se les recibía con un: ¡A buenas horas, mangas verdes!  
 
Imagen de la santa hermandad
Imagen de la Santa Hermandad


No hay comentarios:

Publicar un comentario